+ 1 (407) 907 3945 ventas@tradergroupcompany.com

Disfrutar de los buenos momentos,  compartir en familia o cumplir las metas y sueños que nos trazamos es algo que todos deseamos hacer, pero a veces, no podemos debido a situaciones adversas o eventos que se escapan de nuestro control.

¿Alguna vez te has preguntado cómo puedes ayudar a tu familia en caso de que no estés? Si bien es una duda puede sonar un poco fatalista, te permite tomar decisiones acertadas en pro de cada uno de ellos. 

De esta manera surge la incógnita:

“¿Acaso necesito un seguro?”

Aunque no es algo agradable de pensar es importante que medites en este tema e indagues las ventajas que te ofrece un seguro  y de qué manera te puede beneficiar, recuerda que es una inversión a largo plazo que te brinda protección económica y puedes adquirir a través de un contrato, mediante el cual pagas una prima a la compañía aseguradora, y ésta se compromete a cubrir una contingencia.

Los seguros de vida:

Son aquellos que cubren el riesgo de muerte de una persona  y les proveen protección económica a tus familiares o allegados si se presenta tu fallecimiento.

Tienen diferentes tipos de pólizas, las cuales se ajustan a las necesidades de cada cliente. Entre esas:

Póliza de vida temporal: 

Este tipo de póliza permite al cliente optar por contratar un seguro durante un periodo de tiempo determinado y en la cual solo tendrá cobertura en caso de fallecimiento. Este lapso puede oscilar de 5 a 30 años  o hasta que se cumpla una determinada edad. Resaltamos, que este tipo de póliza de seguro, están destinadas a cumplir necesidades específicas, como:

1. Asegurar el futuro financiero de la familia.

2. Respaldar un préstamo bancario.

3. Pagar los impuestos de sucesión en una familia.

4. Asegurar el ejecutivo clave de una corporación.

Póliza de vida entera: 

lo que caracteriza a esta póliza es que indemnizará al asegurado en el momento que este fallece, es decir quienes se benefician son los familiares.

Póliza de vida con ahorros: 

Son vehículos financieros de protección e inversión dirigidos a construir un patrimonio para  la jubilación,  estas pólizas tienen como finalidad, proporcionar al asegurado una cantidad de dinero, al finalizar el tiempo acordado en el contrato de seguro. Su base es la inversión a mediano o largo plazo, y está concebida para ser un complemento de un fondo de  jubilación.

Recuerda que antes de contratar un seguro de vida , consulta con tu asesor de confianza, para escoger la póliza que se adapte a tus necesidades y presupuesto